Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madrid no tendrá declaración institucional contra la violencia machista por la negativa de Vox

El próximo 25 de noviembre, Día Internacional contra la Violencia de Género, el Ayuntamiento no se posicionará como organismo por primera vez desde 2005

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez- Almeida, se enfrenta a Vox por una pancarta que niega la violencia de género, el pasado 19 de septiembre. En vídeo, la importancia de por qué hay que llamar a la violencia machista por su nombre.

En 2004 se aprobó la Ley contra la Violencia de Género en España, una de las más avanzadas del mundo. Solo un año después, el Ayuntamiento de Madrid comenzó a posicionarse de forma unánime y firme contra ella cada 25 de noviembre, el día internacional, para la erradicación de lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) define como un “problema de salud pública”. Uno con cifras oficiales que superan el millar. Desde 2003, han sido asesinadas en España 1.027 mujeres, 51 en lo que va de año; 107 de ellas en Madrid, seis en este 2019. A pesar de ello, este será el primer año que el Consistorio de la capital no cuente con esa declaración institucional, después de 14 años y tres Gobiernos: el de Alberto Ruiz-Gallardón, el de Ana Botella y el de Manuela Carmena. ¿La razón? Para hacer una declaración institucional tiene que haber unanimidad de todos los grupos políticos presentes en el pleno y Vox no quiere.

Lo confirman fuentes de la Concejalía de Familias, Igualdad y Bienestar Social, con Ciudadanos al frente: “Estaba claro que eso no iba a pasar, Vox se ha desmarcado desde antes de llegar aquí de estos asuntos. La posibilidad de que sucediese era una pura ilusión”. Dichas fuentes aseguran que han intentado el acuerdo, “pero se niegan hasta a contestar a los mensajes”. La inexistencia de ese texto conjunto supone un mayor “retroceso”, según apunta la oposición de izquierda en el Consistorio, Más Madrid y PSOE.

“En Madrid vamos para atrás en cosas muy serias y una de ellas es la violencia machista. El negacionismo de la violencia machista de Vox es aceptado por Ciudadanos y PP que, para no enfadar a sus socios, optan por no incluir una declaración institucional en el pleno. Es muy grave, las 51 mujeres asesinadas [en España] en lo que llevamos de año no se merecen esto. Nuestra ciudad no se merece esto. Es una falta de responsabilidad y de sensibilidad”, apunta Rita Maestre, de Más Madrid. Para Maite Pacheco, concejal del PSOE, la situación es intolerable: “¿Qué está pasando en este gobierno para que PP y Cs estén plegados y de rodillas a lo que diga Vox? La izquierda no puede blanquear estas situaciones, somos feministas y el feminismo es la médula espinal de muchísimas políticas, renunciar a esto sería renunciar a nuestra propia esencia”.

Tampoco callan en la concejalía ante lo que tildan de “lamentable y rechazable”, y explican que su idea era presentar como declaración institucional el texto que propuso a su llegada al Ayuntamiento José Aniorte, el edil del área, una hoja de ruta para los próximos cuatro años con 15 puntos: “Medidas que ya van por 21 porque incluyen el trabajo de estos meses del gobierno [Partido Popular y Cs] y de PSOE y Más Madrid, que también han trabajado en esto que pretendíamos que fuese un pacto”. Y que podría no serlo.

Tanto Más Madrid como los socialistas rechazan de pleno la falta de acuerdo frente al día contra la violencia de género y cómo está manejando ese pacto el gobierno municipal. Cuenta Maestre que llevan desde septiembre haciendo aportaciones a ese texto inicial que presentó el delegado del área, “porque la primera versión era muy imprecisa”. A pesar de que, según la edil de Más Madrid, el acuerdo ha mejorado “sustancialmente”, desde que se hizo público el anteproyecto de los presupuestos del Ayuntamiento pudieron percibir el “trilerismo”: “Todos los acuerdos que requieren de dotación presupuestaria, no están previstos. Firmar un acuerdo contra la violencia machista y al mismo tiempo no dotarlo económicamente es un ejercicio de trilerismo en el que no queremos participar. Es participar en una mentira. Por eso exigimos cambios para poder estampar nuestra firma en el documento”.

El presupuesto durante el mandato de Más Madrid, desde la creación del Área de Políticas de Género y Diversidad, aumentó un 47% (de 2017 a 2018, en un 17% y de 2018 a 2019, en un 30%), según cifra Maestre. "En el presupuesto presentado [el pasado jueves], prácticamente se estanca, con un aumento mínimo del 3%", apunta la concejal. Y añade que no aparece presupuestado ni el segundo Centro de Crisis de Violencia Sexual (que necesitaría una financiación aproximada de 1,3 millones de euros) ni el aumento de plazas en la red de atención de violencia en la pareja y la expareja.

Además, asegura que se han eliminado convenios que para Más Madrid son "centrales, y que en el acuerdo figuran como líneas troncales sobre las que trabajar". Maestre enumera varias de las cosas que desparecen: "El convenio con ONU Mujeres, para la prevención de violencia sexual en el espacio público o la subvención para el desarrollo de proyecto de información y atención afectivo sexual para jóvenes, de la Federación de Planificación Familiar Estatal. Y eliminan la subvención a la Fundación Mujeres para un programa de empoderamiento a mujeres". Algo que ya denunciaron el pasado septiembre tanto esa fundación como la Federación Nacional de Asociaciones de Mujeres Separadas y Divorciadas, a las que retiraron desde la Comunidad de Madrid hasta el 75% de la financiación que venían recibiendo.

Pacheco, la edil socialista, añade que, incluso en el caso de que hubiese salido adelante la declaración institucional, debería haber sido distinta de las medidas de Aniorte: “No es suficiente, nunca es suficiente. No se trata nunca de sustituir un instrumento político por otro, es cuestión de ir a más, porque las mujeres de Madrid no se merecen menos que eso”. Ambos partidos aseguran que van a “denunciar públicamente” las decisiones que “indirectamente” está tomando Vox en el Ayuntamiento. Y todo lo que se decida sin financiación y sin compromiso firme, dicen, "es un brindis al sol".

En cualquier caso, esta última negativa del partido de ultraderecha a luchar contra la violencia machista no sorprende ni a Más Madrid ni a los socialistas ni a Ciudadanos, de quien depende la Concejalía de Igualdad. Desde que la pasada primavera facilitaran los gobiernos de la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid, Vox ha repetido insistentemente su discurso negacionista en todos los púlpitos madrileños a los que se ha subido. "Y si no ponemos freno, ellos no van a parar", concluye Pacheco.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información