Aliexpress WW
Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La nueva guerra de la televisión no se libra con precios, sino con contenidos

Warner crea una plataforma propia para arrebatar 'Friends' a Netflix y NBC hace lo mismo con 'The Office'

Una escena de 'Friends. En vídeo, promo de HBO Max.

En Hollywood se llama desde hace tiempo the streaming wars, la guerra de la televisión a la carta. Es la carrera de los grandes productores de contenido por igualar el servicio de Netflix con sus propias plataformas de video por Internet. La apuesta del gigante Warner Media en este escenario se llamará HBO Max y, para empezar, tendrá en exclusiva la serie Friends, la joya de la corona del streaming. Debutará en EE UU en la primavera de 2020 con 10.000 horas de contenido en su catálogo, según anunció la compañía.

La irrupción de Netflix en Hollywood a partir de 2015 provocó una transformación de la industria del cine y la televisión. Netflix comenzó a comprar el contenido de todas las grandes productoras de Hollywood a precio de oro hasta convertirse en un videoclub gigante imprescindible en los hogares. Hoy tiene 60 millones de suscriptores en EE UU. Su única competencia como servicio de pago durante años ha sido Hulu, con un servicio muy limitado al contenido de las televisiones generalistas hasta que lanzó su propia serie de éxito; y con Amazon Video, cuyo negocio es distinto porque cobra a la carta, no una tarifa plana.

Los responsables de Netflix afirman que siempre supieron que en algún momento los demás se apuntarían a su tecnología y la batalla dejaría de ser entre medios tradicionales y streaming, sería una batalla por el contenido entre servicios online igual de cómodos, una televisión llena de apps compitiendo entre ellas. Ese momento ha llegado.

Por un lado está lo de Warner Media. Es propiedad de la compañía AT&T y se compone principalmente de Warner Entertainment (HBO, Cinemax, TNT), Warner Media News & Sports (CNN) y el histórico Warner Bros, con un catálogo de un siglo de cine y televisión. Para entrar en la guerra del streaming, ha decidido utilizar el nombre de más prestigio y más reconocible por el espectador de televisión de todo el conglomerado, HBO, y anunciarlo con una de las series más exitosas de la historia, Friends. Los 236 episodios de la serie (1994-2004) fueron este año el segundo contenido más visto de Netflix en Estados Unidos, por detrás de The Office. Esta serie también se va de Netflix el año que viene, porque la va a emitir en exclusiva NBC Universal en su propia plataforma de video online

El año pasado, Disney anunció el lanzamiento de Disney Plus, una plataforma de streaming que incluirá todo el contenido del gigante del entretenimiento (Disney, Pixar, Marvel y Lucasfilm). Disney tiene ahora a su disposición todo el catálogo de Fox, después de absorberla este año. Además, ha anunciado un precio de 7 dólares al mes, casi la mitad que el servicio premium de Netflix. Comcast NBC Universal también lanzará su propia plataforma el año que viene, con una opción gratis con anuncios y otra de pago.

Cada uno de estos anuncios no solo es un nuevo competidor para Netflix, sino contenido que se le va. Eso explica la desenfrenada carrera de Netflix en los últimos cuatro años por producir contenido exclusivo. Según un análisis de PriceWaterhouseCoopers, la plataforma se halla cerca de su límite en cuanto a crecimiento en suscriptores en EE UU. Stranger Things 3 ha batido todos los récords de espectadores de contenido original de Netflix, según anunció la compañía, que normalmente no da cifras de espectadores. Se estrenó el 4 de julio y el día 8 Netflix anunció que ya lo habían visto 40,7 millones de hogares en todo el mundo. Una película exclusiva con Adam Sandler y Jennifer Anniston superó los 30 millones de espectadores en su primer fin de semana online.

El negocio del streaming es una confluencia entre empresas de tecnología y empresas de entretenimiento. Eso hace que se estén sentando a la mesa del pastel de Hollywood otros comensales, como Apple. El pasado marzo hizo una presentación por todo lo alto, con Steven Spielberg como estrella invitada, del lanzamiento de un nuevo catálogo propio de películas y series con el que va a competir también por la atención de los espectadores.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >