Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Júbilo en Colombia por Cabal y Farah, campeones de Wimbledon

La victoria los aúpa como la pareja número uno del mundo y los primeros colombianos en ganar en Londres

Sebastian Cabal y Juan Robert Farah celebrando el triunfo Ampliar foto
Sebastian Cabal y Juan Robert Farah celebrando el triunfo Getty Images

“Estamos aquí, es único. Ganamos Wimbledon, es increíble. Somos los número uno del mundo. Para Colombia esto es enorme, pero también tuvimos grandes cosas en el tenis con Fabiola Zuluaga haces unos años”, afirmó este sábado Juan Sebastián Cabal, quien junto a Robert Farah ganó la final de dobles de Wimbledon, siendo los primeros colombianos en obtener este título.

 

“Es un triunfo de muchos años de trabajo, sacrificio y determinación y con un equipo soñado empujando todos los días para superarme como persona y como tenista”, agregó Farah a través de Instagram.

 

MÁS INFORMACIÓN

MÁS INFORMACIÓN

Su júbilo se trasladó a Colombia donde el hecho se calificó como una de las mejores noticias en un país que suele destacarse por las más negativas. “Es histórico. Acaban de alcanzar el punto más alto al que ha llegado el tenis colombiano”, dijo a Valverdedelcamino el periodista Mauricio Silva, quien ha seguido la carrera de esta dupla y es autor de un perfil sobre ambos.

 

Cabal y Farah se enfrentaron a la pareja francesa de Nicolás Mahut y Edouard Roger-Vasselin, en un partido de cinco sets, de casi cinco horas y con un final dramático que dejó como resultado 6-7, 7-6, 7-6, 6-7 y 6-3.Con el triunfo, se convirtieron en los número uno del mundo y se anotaron como los primeros colombianos en la historia en ganar un título de Grand Slam.

 

Nacidos en Cali, en el occidente colombiano, se conocen desde niños y su trabajo los ha llevado como dupla al Roland Garros, U.S. Open o los Juegos Olímpicos. Durante su adolescencia jugaron dobles por afición, pero solo hasta 2011 y después de que Cabal sufriera una lesión en la rodilla y Farah, en otra en la muñeca, decidieron dejar los sencillos.

 

Desde entonces, Wimbledon era un objetivo pendiente. “Ganar un Grand Slam y una medalla en los Olímpicos, que es un sueño y una meta que tengo desde Londres 2012 y que tendré hasta el día que me retire. Y sí, ser los número uno del mundo”, dijo Cabal en 2016 a la revista Bocas.


La final


Los primeros cuatro sets definidos en tie-break marcaron lo esperado en la previa, paridad absoluta. Pero en el primer set se produjo uno de los incidentes del partido cuando Farah golpeó involuntariamente con un remate a Mahut cerca del ojo, lo que detuvo el juego durante 10 minutos. Posteriormente, en el quinto set, el francés recibió otros dos pelotazos, esta vez en el cuello y otro muy cerca de la entrepierna que, sin embargo, no afectaron la tranquilidad del juego.

 

Las estadísticas fueron sumamente parejas a lo largo del partido, teniendo como factor más desequilibrante la diferencia pequeña de puntos ganados totales a favor de Cabal y Farah (215 contra 204). Entre el cuarto y quinto set, la organización decidió hacer un break de 15 minutos para cerrar el techo del estadio, porque ya eran más de las 8 p.m. y la luz natural empezaba a escasear.

 

Tras este momento se inició el parcial definitivo, en el que se vieron tres rompimientos de servicio, dos para la dupla colombiana y uno para los franceses. Quien sacó para obtener el título fue Juan Sebastián Cabal, en un juego en el que se notó en nerviosismo y se cometieron más errores de los habituales. Pese a no conceder oportunidad de quiebre en ese último juego, fue dificultoso el cierre del partido.

 

Finalmente, el partido terminó con un primer saque de Cabal y con una posterior volea de revés a dos manos ganadora por parte de Farah, que los llevó a instalarse en la historia del tenis colombiano.


Puedes seguir Deportes de Valverdedelcamino en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información