Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una liga sin cenicientas

LaLiga Santander ha tenido seis líderes en trece partidos, una situación casi inédita en 50 años, y es la gran competición liguera de Europa donde hay menos distancia entre el primero y el quinto. El torneo más competido del continente esconde una transformación económica y tecnológica para equiparar y mejorar el potencial de todos los equipos

El Granada CF es uno de los seis equipos que ha alcanzado el liderato esta temporada.
El Granada CF es uno de los seis equipos que ha alcanzado el liderato esta temporada.

Es un dato para la historia: seis líderes en trece jornadas. La presente edición de LaLiga Santander se ha convertido junto con la temporada 2004-2005 en la única de los últimos 50 años con tantos equipos en cabeza en tan pocos partidos. Sevilla FC, Real Madrid, FC Barcelona, Atlético de Madrid, Granada CF y Athletic Club se han aupado a lo más alto de la tabla para probar que el torneo español es el más competido de Europa. No hay en este momento otra gran liga con menos distancia entre los cinco primeros (dos puntos). Un logro sobre el césped que tiene su base en el trabajo que se hace fuera del mismo, según consideran en LaLiga, que destaca el peso que tienen las herramientas de big data y análisis táctico que el organismo pone a disposición de los clubes por igual y la política de reparto de los ingresos por derechos de televisión que poco a poco acorta las distancias. “El mayor músculo económico es básico para el rumbo de la competición en lo deportivo, lo que se ha visto reflejado en la mejora de la competitividad de LaLiga frente a otras competiciones extranjeras”, explica José Guerra, director de Operaciones Corporativas de LaLiga.

"En esta liga no hay cenicientas". El diagnóstico que hizo hace unas semanas el entrenador del Getafe CF, José Bordalás, se apuntala en una base sólida de números que lo justifican. Los cinco primeros clasificados han marcado 111 goles en lo que va de campeonato, la cifra más baja del último decenio junto con la de la campaña pasada. En la parte baja de la clasificación, CD Leganés, RCD Espanyol de Barcelona y RC Celta, los tres equipos que hoy están en descenso, han encajado 64 tantos, una de las sumas más bajas en diez años.

También es especial la situación de los ascendidos. CA Osasuna, RCD Mallorca y Granada CF tienen más puntos que el antepenúltimo, una situación que solo se había dado dos veces desde 2012. Un signo de que los recién llegados tienen opciones para competir. Cada vez son más las pruebas de la creciente dificultad que tiene llevarse los tres puntos cada fin de semana, sea en el estadio que sea.

La igualdad en el terreno de juego tiene una correlación en las cuentas de las entidades. En el último lustro, los ingresos por derechos de televisión, el principal recurso para muchos clubes, son más equilibrados; mientras que en la temporada 2014-2015 el más beneficiado tenía unas ganancias nueve veces más grandes que el menos favorecido, en el curso 2017-2018 esta cifra se redujo a tres veces y media más (154 millones de euros cobró el FC Barcelona frente a los 43,3 millones de Girona FC y CD Leganés).

El sistema de negociación centralizado de los derechos televisivos, impulsado por LaLiga y aprobado por el Gobierno español en 2015, ha supuesto una pequeña revolución para los equipos de la parte baja de la tabla. Los cerca de diez millones de euros que percibían al alcanzar acuerdos por separado han ascendido en el nuevo marco a entre 40 y 50 millones de euros. “[El reparto] permite mantener la competitividad en competiciones internacionales y, simultáneamente, asegurar un campeonato competido e interesante”, afirma el director de Operaciones Corporativas de LaLiga, que recuerda que el dinero de los derechos se distribuye, además de un porcentaje mayoritario de forma lineal (50% en LaLiga Santander y el 70% en LaLiga Smartbank), en relación a la implantación social de cada uno de los clubes y de sus méritos deportivos.

El fútbol español ha encontrado en los ingresos de las televisiones el principal sostén de una progresión económica constante desde 2012. Ahora, José Guerra incide en la importancia de exportar con éxito un torneo que ya se ve en 180 países para garantizar el “círculo virtuoso” del crecimiento: a más potencial económico, mayores inversiones; y a más recursos, mayor capacidad para la captación y la retención de talento. “Los derechos audiovisuales en el ámbito internacional han pasado de representar un 26,3% del total en la temporada 2014-15 a un 42% en la 2017-18 y se estima que sean la base de crecimiento de los ingresos para las próximas temporadas”.

El protagonismo que han cobrado otras entidades de la máxima categoría se evidencia, por ejemplo, en la última convocatoria de la Selección española, donde hay más jugadores del Villarreal CF (Raúl Albiol, Pau Torres, Santi Cazorla y Gerard Moreno) que del FC Barcelona (Sergio Busquets) y el Real Madrid (Sergio Ramos y Dani Carvajal) juntos. Sin embargo, el salto adelante de los clubes que luchan por hacerse un hueco entre los grandes no solo es palpable en la calidad de las plantillas, sino también en su forma de trabajarlas. Desde 2018, todos los cuerpos técnicos de LaLiga Santander y LaLiga SmartBank disponen de Mediacoach, una herramienta de análisis y visualización de datos impulsada por LaLiga que a través de la Inteligencia Artificial (IA) y el machine learning ha cambiado por completo la forma de preparar y vivir los partidos en los banquillos.

El Sevilla FC alcanzó el liderato de LaLiga en la jornada 2 y en la jornada 4.
El Sevilla FC alcanzó el liderato de LaLiga en la jornada 2 y en la jornada 4.

Esta innovación mide 328 aspectos del rendimiento de los equipos y 1.936 de los jugadores en tiempo real y, además, elabora al término de cada partido nueve informes sobre ambos aspectos de más de 2.000 páginas. Al disponer todos los equipos de la misma información sobre aspectos del juego de sus rivales (pases acertados, distancia que recorren los jugadores, eficacia defensiva y ofensiva, entre muchas otras variables que revelan las estrategias y personalidad de cada club) su implantación ha servido para democratizar este tipo de trabajo. “Se facilita que aquellos equipos con menos recursos puedan competir en mejores condiciones contra equipos superiores”, explicaba la campaña pasada a Valverdedelcamino, Ricardo Resta, director del Área Deportiva y Mediacoach de LaLiga.

En Mediacoach también han encontrado indicios de una mayor competitividad en esta edición de la competición. Al comparar los tiros a puerta realizados y recibidos, el factor más determinante para ganar partidos, según un reciente estudio de LaLiga en colaboración con la Universidad Rey Juan Carlos y la Universidad Camilo José Cela, los resultados muestran cómo en esta parcela se ha acortado la distancia entre FC Barcelona, Real Madrid y Atlético de Madrid y otros equipos de la parte alta de la tabla. Los tres grandes de los últimos años tienen más dificultades para evitar que les marquen goles y, a la vez, son menos eficaces finalizando sus acciones en gol.

Atrás parece que han quedado las ligas que se ganaban por 100 puntos y en las que había grandes goleadas cada fin de semana. El espectáculo hoy está más vivo que nunca: en noventa minutos, los encuentros son más impredecibles y emocionantes. Todos tienen cada vez más armas para ganar.

Athletic Club y Real Sociedad, sexto y quinto en la clasficicación, han peleado por estar en la parte alta de la tabla en los trece primeros partidos.
Athletic Club y Real Sociedad, sexto y quinto en la clasficicación, han peleado por estar en la parte alta de la tabla en los trece primeros partidos.

Puedes seguir Deportes de Valverdedelcamino en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información