Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Aunque tú no lo sepas’: cómo un veinteañero desconocido compuso la última gran canción de Enrique Urquijo

Quique González todavía no había editado ningún disco. Trabajaba de animador turístico en Mallorca. Pero un encuentro nocturno con el líder de Los Secretos fue el inicio de la historia de un tema que hoy es uno de los puntos álgidos de su gira

A la izquierda, Quique González en 2005. A la derecha, Enrique Urquijo en 1997, un año antes de publicar 'Desde que no nos vemos'. En vídeo, González interpreta 'Aunque tú no lo sepas' en directo.

La primera vez que Quique González (Madrid, 1973) escuchó Aunque tú no lo sepas, la canción que había compuesto para Enrique Urquijo (Madrid, 1960-1999), estaba escondido en los lavabos de un hotel de Mallorca. El líder de Los Secretos le llamó al móvil ("probablemente, el primer móvil que tuve en mi vida", confiesa Quique) y acercó su teléfono a los altavoces del estudio para que pudiera oír cómo sonaba el tema que le había escrito. Era 1997. Quique tenía 24 años y ese verano se ganaba la vida en la isla balear como animador turístico. "En esa época trabajaba cantando canciones como My way en un karaoke rodeado de jubilados. Enrique me llamó, me escaqueé un momento y me fui al servicio para hablar con él. Entonces me puso la grabación de Aunque tú no lo sepas y me emocioné", recuerda González a ICON.

"La terminé muy rápido y eso es algo que no me pasa casi nunca. Fui a casa de los padres de Enrique con una maqueta que había grabado con esta canción y dos más. 'Aunque tú no lo sepas' sonó la primera y le gustó tanto a Enrique que no quiso escuchar las otras dos"

Quique González

La segunda vez que escuchó el tema la situación fue muy diferente. Quique ya había vuelto a Madrid y acudió al estudio donde Enrique estaba grabando Desde que no nos vemos, su segundo disco con Los Problemas, el grupo que formó para darse un respiro de Los Secretos. Allí, además de Urquijo, se encontraba Antonio Vega. "Antonio estaba grabando Desordenada habitación y era increíble la complicidad que tenían los dos. Recuerdo esos momentos como muy emocionantes porque estaba con dos de las personas que más admiraba. Solo estar en la misma habitación que ellos era el paraíso para mí. Antonio escuchó Aunque tú no lo sepas y le gustó mucho. Me dijo que era una canción muy bonita. Eso me llenó el pecho. Me sentí un privilegiado por estar allí", afirma González, que aún no había grabado ningún disco y "solo recibía silencio por parte de las discográficas como respuesta a las maquetas que mandaba". Personal, su álbum debut, llegaría solo un año después, en 1998.

Los hechos que llevaron a un joven veinteañero a componer una canción para un artista consagrado son los siguientes. Quique González conoció en otoño de 1996 a Enrique Urquijo en el madrileño Rincón del Arte Nuevo, una emblemática sala de música en directo donde también actuaban cómicos. Allí, González tocaba con asiduidad las canciones que iba componiendo y allí también actuaba cada dos meses el líder de Los Secretos junto a Begoña Larrañaga, acordeonista y también miembro de Los Problemas. Quique admiraba a Urquijo y solía verle con Larrañaga, pero no habló con él hasta que le dieron fecha para tocar el mismo día que ellos. "Esa noche estuvimos charlando un rato antes del concierto y así empezó nuestra amistad", apunta el autor de Aunque tú no lo sepas.

Poco después de este primer encuentro, Urquijo le contó a González que estaba preparando el que sería su segundo trabajo con Los Problemas y le pidió que escribiera una canción para el disco. Quique aceptó halagado y compuso Aunque tú no lo sepas en casa de sus padres en media hora. "La terminé muy rápido y eso es algo que no me pasa casi nunca. Fui a casa de los padres de Enrique con una maqueta que había grabado con esta canción y dos más. Aunque tú no lo sepas sonó la primera y le gustó tanto a Enrique que no quiso escuchar las otras dos", nos explica.

El poeta Luis Garcia Montero y el músico Quique González en el Circulo de Bellas Artes de Madrid en octubre de 2018.
El poeta Luis Garcia Montero y el músico Quique González en el Circulo de Bellas Artes de Madrid en octubre de 2018.

Cuando la escribió, González estaba leyendo el libro de poemas de Luis García Montero Habitaciones separadas. Publicado en 1994, contenía un poema titulado Aunque tú no lo sepas, que ejerció de inspiración. "El poema va por un lado y la canción va por otro. Yo me inspiré en el título, que me parecía muy bonito y tenía la sensación de que por sí solo ya contaba una historia. Al componerla no estaba pensado en una persona en concreto. Entiendo que el poema habla de un amor secreto y la canción cuenta la historia de un amor ya vivido y sufrido", analiza González.

Veintidós años después de que Urquijo incluyera Aunque tú no lo sepas en Desde que no nos vemos (1998), la pieza se ha convertido en un clásico de la música española. Tal y como explica a ICON el crítico musical Fernando Neira, la importancia de este tema es doble. "Se trata de la última canción emblemática de la canción de autor en España en el siglo XX. Quique la compuso inmediatamente después de que surgiesen Contamíname, de Pedro Guerra, La edad del porvenir, de Javier Álvarez, y Papá cuéntame otra vez, de Ismael Serrano. Las tres forman un póker triunfador en castellano en el último suspiro del siglo XX. Y, además, tiene un valor simbólico muy importante en su condición de eslabón entre el último Urquijo y el primer Quique González", señala Neira.

Por su parte, Miguel Ángel Bargueño, periodista musical y autor de Enrique Urquijo: adiós tristeza (biografía del cantante), destaca que Aunque tú no lo sepas es una de las piezas favoritas de los fans del malogrado músico. "Fue una de las últimas grandes canciones de Urquijo [el músico murió solo un año después de publicarla]. La versión que hizo de este tema escrito por Quique González es muy fina. Enrique la hizo completamente suya", comenta a ICON Bargueño.

Enrique Urquijo habló en muchas ocasiones con Manuel Notario, su mánager por aquel entonces, sobre el talento de Quique González. Tan insistente fue el autor de éxitos como Déjame o A tu lado, que Notario terminó pidiéndole que fuera a su oficina con Quique para conocerle en persona. "Enrique fue el gran descubridor de Quique. Me decía continuamente que tenía que escucharle y al final le hice caso. Cuando llegó a nuestra oficina trajo a Carlos Raya para que fuera el productor de su primer disco y yo les di unos 15 discos de pop rock anglosajón para que se los llevaran a casa y los escucharan antes de grabar. Entre ellos había álbumes de Graham Parker y Nick Lowe. Después de eso grabamos Personal", recuerda a ICON Manuel Notario.

Vídeo de la versión de 'Aunque tú no lo sepas' de Enrique Urquijo y Los Problemas.

Aunque tú no lo sepas se publicó en 1998 y fue, como asegura Miguel Ángel Bargueño, la canción bandera del segundo álbum de Los Problemas: "Fue uno de los singles del disco y se hizo un vídeo muy bonito y emotivo en blanco y negro", apunta. "Cuando salió la canción, el nombre de Quique González empezó a sonar y le puso en el mapa de la industria", opina Notario. González, por su parte, tocaba la canción en alguno de sus conciertos, pero tardó cuatro años en animarse a grabarla. No fue hasta 2002 cuando decidió incluir su interpretación del tema en Pájaros mojados, su tercer disco.

Desde que Urquijo comenzara a cantarla en 1998 hasta hoy, su autor ha seguido recuperándola en muchos de sus conciertos. Sobre todo ahora, Aunque tú no lo sepas es un tema indispensable en su gira Las palabras vividas. "No siempre la he incluido en el repertorio, pero en esta gira sí. Además, Luis García Montero [autor de todas las canciones de su último disco, Las palabras vividas] ha subido a recitar su poema Aunque tú no lo sepas en algunos de los conciertos y yo disfruto mucho escuchándole porque tiene un carisma brutal", apunta.

Aunque tú no lo sepas ha pasado la prueba del tiempo. Dos décadas después de que Enrique Urquijo pusiera voz y sentimiento al tema que Quique González le confeccionó a medida, queda probado que es una canción que está llamada a sobrevivir y trascender. El crítico musical Fernando Neira está seguro de ello: "Vivirá más allá de lo que viven las personas".

‘Aunque tú no lo sepas’: cómo un veinteañero desconocido compuso la última gran canción de Enrique Urquijo
‘Aunque tú no lo sepas’: cómo un veinteañero desconocido compuso la última gran canción de Enrique Urquijo

Puedes seguir ICON en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información