Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Al menos dos adolescentes muertos y tres heridos en un tiroteo en un instituto en California

El agresor, supuestamente un alumno del centro de 15 años, ejecutó el ataque poco antes del inicio de las clases y huyó del lugar armado

Imagen aérea del momento posterior al tiroteo VIDEO: Reuters

Estados Unidos volvió a despertar este jueves con la noticia de un ataque a tiros contra un centro escolar. Esta vez las víctimas son estudiantes de un instituto de secundaria de Santa Clarita, una comunidad rural acomodada del noreste de Los Ángeles, California. El atacante era, según las primeras informaciones, un estudiante del propio centro de 15 años. Abrió fuego dentro del centro a las 8 de la mañana, nada más empezar la jornada. Entre tres y siete personas se encuentran heridas, al menos dos de ellas en estado crítico. La cifra de heridos aún no es definitiva. Un hospital local informó a las 10 de la mañana locales de que una de las víctimas, una adolescente de 16 años, había fallecido. Unas horas más tarde, el sheriff del condado de Los Ángeles, Alex Villanueva, anunció la muerte de otra de las víctimas, un niño de 14 años.

A la noticia le siguió más de una hora y media de tensión en toda la zona. La descripción era la de un varón joven armado, vestido de negro y con rasgos asiáticos. Pasadas las nueve de la mañana, los agentes del sheriff del condado de Los Ángeles habían centrado su búsqueda en una casa de Santa Clarita. A las 9.40, la oficina del sheriff informó de que el sospechoso estaba detenido. Había resultado herido y fue trasladado a un hospital. Villanueva explicó en una entrevista con la cadena de televisión KTLA que las cámaras de la escuela lograron captar las acciones del sospechoso del tiroteo, lo que permitió que se desatase una rápida búsqueda.

Los agentes pudieron identificar al sospechoso por las propias víctimas, lo que hizo pensar inmediatamente en que se trataba de un alumno del centro, llamado Saugus High School. Al llegar a la escena, los estudiantes tenían imágenes del agresor en sus teléfonos.

La escuela, que tiene más de 2.300 estudiantes, se mantiene cerrada desde que se dio la alerta del tiroteo, mientras que otros planteles estudiantiles de la zona también fueron cerrados por precaución. Estados Unidos ha sido escenario en los últimos años de varios tiroteos en instituciones educativas que han conmocionado a la opinión pública e impulsado el debate de la libre tenencia de armas de fuego.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >