Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La carne de La Mechá vendida como marca blanca está mal etiquetada

Técnicos del Ministerio de Sanidad consideran que este hecho supone "riesgo innegable para la salud". Registrados cuatro nuevos casos en Andalucía

El consejero de Saluz, Jesús Aguirre, y el alcalde de Sevilla Juan Espadas visitan ayer a los afectados por el brote. En vídeo, cronología del brote de listeriosis.

La carne de la marca La Mechá que se había comercializado como marca blanca por la empresa Comercial Martínez León está mal etiquetada, según ha informado la Junta de Andalucía a la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan), dependiente del Ministerio de Sanidad. Así lo constata el último informe de la Agencia sobre el brote de listeriosis, que afecta a más de 200 personas en España y ha causado al menos una muerte (la segunda, la de un enfermo terminal de cáncer con presencia de la bacteria, está siendo investigada), en el que precisa que ha tenido conocimiento a través de la Junta de que se trata de un producto que "tiene la misma presentación que el comercializado por Magrudis, pero no aparece en el etiquetado marca alguna y solo se referencia la información nutricional". Las muestras de este producto, además, han dado positivo en listeria en los análisis preliminares, según ha podido saber este diario.

Para el Ministerio de Sanidad, la irregularidad en la etiqueta supone "una gravísima deficiencia de comercialización con un etiquetado incorrecto, que en modo alguno permitiría ser comercializado, y al usuario o consumidor final que lo adquiere vincularlo con el producto de Magrudis asociado al brote, aun siendo el mismo producto que el objeto de la alerta que se activó el día 15 de agosto". En la situación actual del brote, esta deficiencia tiene una "muy especial trascendencia para la salud", para los técnicos del ministerio, y puede entenderse que se trata de una praxis "no ajustada a norma" al vender al consumidor final producto destinado a canales profesionales, lo que propicia un "riesgo innegable para la salud".

Cuatro nuevos casos de listeriosis confirmados en Andalucía

La cifra de afectados por listeriosis en Andalucía asciende a 190 casos,  cuatro más que los datos ofrecidos el viernes, de acuerdo con los datos facilitados este sábado por la Consejería de Salud. Se trata del menor incremento en número de contagios afectados desde que se conoció el brote el 15 de agosto. En los primeros días la media de crecimiento de enfermos estaba en torno a los 40 y a lo largo de esta semana ha rondado la veintena. Una tendencia que confirma la previsión que este viernes realizó el portavoz del gabinete de seguimiento de la Junta de Andalucía, el médico José Miguel Cisneros, quien definió al brote como de un “comportamiento explosivo”, que concentraba la aparición de casos al arranque, con una caída a partir del día 15. “Eso hace posible estimar que a lo largo de la semana que viene haya una bajada de casos”.

También ha descendido el número de hospitalizados. De los 99 se ha pasado a 98, ocho de ellos con el diagnóstico de listeriosis confirmado. De ellos, 32 son mujeres embarazadas, una más que las registradas el viernes. También ha bajado el número de ingresados en la UCI, pasando de cuatro pacientes a tres.

Las competencias sobre el etiquetado y su control corresponden a la Junta, que en junio de este año inició su campaña anual para "controlar la existencia de alteraciones, adulteraciones o fraudes en alimentos comercializados en establecimientos ubicados en todas las provincias andaluzas", de acuerdo con un comunicado difundido por la Dirección General de Consumo de la Consejería de Salud y Familias. La revisión se iba a centrar en carnes, pescados, frutas, hortalizas y verduras o platos cocinados, entre otros alimentos. El año pasado se realizaron en toda Andalucía 1.310 controles de etiquetado, detectándose irregularidades en 194 de ellos, lo que supone un porcentaje del 14,8% según datos de la consejería. El Ministerio de Sanidad, por su parte, informa que en 2018 se contabilizaron en España 177.229 controles sobre productos alimenticios para comprobar que se cumplía toda la normativa de información al consumidor, y el 10,5% era irregular.

La empresa que distribuía la carne mechada de Magrudis a través de una marca blanca es Comercial Martínez León, una pequeña empresa familiar sevillana con una trayectoria de 21 años que distribuye ibéricos, quesos y carnes, principalmente. La carne mechada no está anunciada en su página web y, según fuentes consultadas, eran muy pocos los clientes a los que vendía ese producto. 

Las autoridades sanitarias andaluzas han informado también al ministerio de que han contactado con las empresas destinatarias de estos productos, que se han inmovilizado para así evitar que se comercialice lo que es "un producto con grave riesgo para los consumidores". Los clientes de Comercial Martínez León con los que se ha hablado confirman que fue el propietario quien les avisó de que la carne mechada que vendían era de Magrudis y que debían inmovilizarla. Esta empresa figuraba en el listado de clientes que Magrudis facilitó a los inspectores de la Junta, aunque no constaba como distribuidor de sus elaborados. Tras decretar la alerta sanitaria, el 15 de agosto, se trató de localizarlos, sin éxito porque estaban de vacaciones, según sostuvo ayer Jesús Peinado, subdirector de Protección de la Salud del Gobierno andaluz. Este viernes, la alerta por listeriosis se amplió a otros 12 productos de Magrudis, así como a la partida de carne que distribuyó a Comercial Martínez León, que luego comercializó como marca blanca.

Ante esta situación, la Aesan insiste en la importancia de adquirir únicamente productos correctamente etiquetados en los que se pueda conocer quién es el responsable de su puesta en el mercado. En el caso de productos cárnicos destinados al consumidor final, recuerda que es necesario que el etiquetado contenga una marca oval en la que se incluya el número de registro sanitario del establecimiento responsable.

La organización de consumidores Facua ha anunciado que está estudiando ampliar la querella presentada contra la empresa Magrudis para incluir a la Junta de Andalucía, por "las falsedades que se vienen lanzando, que han aumentado el riesgo para la  población y que nos parecen temerarias", ha señalado su portavoz, Rubén Sánchez.  Y se plantean actuar contra el "presunto" gerente de la empresa, "ya que ha dicho que no ha quedado claro quién está al frente de Magrudis".

La última inspección del Ayuntamiento de Sevilla a la empresa Magrudis fue a finales de 2017. A partir de noviembre de ese año, la fábrica tuvo la obligación de presentar un plan de autocontrol, lo que supone para las empresas diseñar y ejecutar un plan para garantizar que los productos lleguen sin riesgo al mercado. Cada empresa tiene libertad en la forma de llevar este plan a la práctica (puntos de mayor control, frecuencia de los análisis y otros aspectos), siempre que sea efectivo, lo que es revisado de forma proporcionada y regular por los inspectores de las Administraciones competentes. Magrudis estaba calificada como empresa C, según confirma el Consistorio. Según el Plan para la supervisión de autocontrol de empresas alimenticias de Andaucía, de 2018, la inspección tiene la obligación de supervisarlas cada dos años.

Moreno en Galicia y el PP andaluz con "un exceso de responsabilidad"

El pasado miércoles a Junta de Andalucía, Juanma Moreno, suspendió sus vacaciones para visitar a enfermos de listeriosis, pero la oposición cree que es insuficiente en medio del brote de listeriosis más grave registrado en España. Y más ahora que el periódico El Faro de Vigo ha publicado una foto de Moreno en Galicia compartiendo mesa y mantel con su homólogo en esta comunidad, Alberto Núñez Feijoo, y sus parejas. “AAndalucía vive la mayor crisis de salud pública que se recuerda. Cientos de afectados, interrupción de embarazos e incluso víctimas mortales. ¿Y dónde está el presidente @JuanMa_Moreno? ¡¡De vacaciones en Galicia!!Ni está capacitado para el puesto ni tiene dignidad”, ha lamentado el PSOE andaluz en un tuit.

Desde que se emitió la alerta sanitaria, las únicas referencias a la crisis que ha hecho Moreno fueron el pasado lunes en Madrid, durante la toma de posesión como presidenta de la comunidad de Isabel Díaz Ayuso. Allí rechazó las críticas sobre la gestión del brote de listeriosis y aseguró que se había actuado de manera regular, normal y con el protocolo establecido para estos casos".

Por otra parte, el portavoz del PP-A en el Parlamento, José Antonio Nieto, ha considerado en una entrevista a Europa Press publicada hoy sábado "razonablemente buena" la gestión del Gobierno andaluz en relación al brote de listeriosis, la primera crisis sanitaria a la que se enfrenta el gobierno de coalición del PP y Ciudadanos. Y Nieto sostiene que incluso ha habido "un exceso de responsabilidad" de la Consejería de Salud. Este departamento, según ha precisado, ha elaborado un protocolo de atención primaria y hospitalaria para estos casos que no existía. El Ayuntamiento de Sevilla (PSOE), recuerda el portavoz popular, "ostenta las competencias para el control de las empresas que producen alimentos y entran en la cadena alimentaria"

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información