Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una denuncia por abuso sexual sacude al Senado argentino

El peronista José Alperovich deja en suspenso su cargo como legislador por las acusaciones que pesan en su contra

abuso sexual Jose Alperovich
José Alperovich (centro) en una rueda de prensa en San Miguel de Tucumán. Télam

El peronista José Alperovich estará ausente de la jura de nuevos senadores argentinos este miércoles. El tres veces gobernador de la provincia de Tucumán (2003-2015) protagoniza un gran escándalo político al haber sido denunciado por abuso sexual por una sobrina segunda de 29 años. Presionado desde sus propias filas, ha pedido un permiso sin sueldo para ausentarse temporalmente de la Cámara Alta.

"No quería que me besara. Lo hacía igual. No quería que me manoseara. Lo hacía igual. No quería que me penetrara. Lo hacía igual. Inmovilizada y paralizada, mirando las habitaciones, esperando que todo termine, que el tiempo corra", escribió la denunciante en una carta pública con la que acompañó la denuncia penal el viernes. Ayer, lunes, declaró tres horas ante el fiscal y su abogado anticipa que solicitará la pena máxima, 15 años.

Según el testimonio de la mujer, Alperovich abusó de ella "sexual, física y psicológicamente desde diciembre de 2017 hasta mayo de 2019", cuando renunció a su trabajo de asistente. El exgobernador, uno de los políticos más poderosos del norte argentino, se apresuró a negar las acusaciones en su contra y reveló el nombre de la presunta víctima, que ella había pedido mantener en reserva. Desde Miami, donde está de vacaciones, el peronista anunció este lunes que se toma licencia a fin de dedicar todos sus esfuerzos "a desbaratar la infamia y aclarar la verdad".

El escándalo no deja de crecer. El silencio inicial entre sus colegas se ha roto con el paso de los días con pedidos para que Alperovich se aparte de forma temporal, tal y como ha hecho, o que renuncie a su banca. Desde el Gobierno de Mauricio Macri se calificó como "muy grave" la denuncia y se pide celeridad a la Justicia. "La víctima debe ser protegida, acompañada y si estos hechos sucedieron como fueron anunciados merecen el más profundo repudio", señaló el ministro de Justicia, Germán Garavano. Por su condición de senador, con un mandato que vence en 2021, Alperovich goza de fueros que le impiden ir a la cárcel si es condenado. La justicia puede solicitar su desafuero, pero debe ser votado por el Senado, que está bajo control del peronismo.

José Alperovich (Banda del Río Salí, 1955) es un influyente representante del poder político regional de Argentina. Dueño de una gran fortuna, fue miembro de la Unión Cívica Radical y se hizo peronista al ver que solo así llegaría al poder. Casado con Beatriz Rojkés y padre de cuatro hijos, gobernó durante 12 años ininterrumpidos la provincia de Tucumán, la más poblada del norte argentino pese a ser la de menor tamaño. En 2015, al no poder optar a una tercera reelección, pasó al Senado. Su gran peso político explica por qué esta denuncia ha cobrado una relevancia pública muy superior a las formuladas contra otros dos senadores en 2018, el radical Juan Carlos Marino y el kirchnerista Jorge Romero.

Hace seis meses, Alperovich había sido muy criticado por sus comentarios misóginos hacia una periodista que lo entrevistaba, a la que llamó "preciosura" y aseguró que era "el perfil" de mujer que le gusta. Estos días, han reaparecido también acusaciones por casos previos de violencia machista. Uno de ellos fue el pedido de investigación, después archivado, por presunto encubrimiento al asesino de Paulina Lebbos, un caso emblemático de feminicidio en Tucumán. El ex gobernador también salió indemne de la denuncia por irregularidades en la causa abierta por la desaparición de Marita Verón en 2002, cuyo nombre los argentinos asocian al de las redes de trata.

Las muestras de apoyo a la presunta víctima son muy numerosas. "El peor escenario que se imaginaba era quedar sola y fue todo lo contrario, tuvo un gran acompañamiento y solidaridad", señala Milagro Mariona, quien ejerce estos días como portavoz de la denunciante. Este 25-N, en la marcha en San Miguel de Tucumán con motivo del Día internacional para la erradicación de la violencia contra las mujeres, cientos de mujeres tucumanas corearon "José Alperovich, sos violador" en rechazo al senador. "No podemos tener representantes así en el Congreso de la nación", subraya Mariona.

La sobrina de Alperovich siente un especial aprecio por el respaldo del colectivo Actrices Argentinas. Asegura que la denuncia de la actriz Thelma Fardin contra su ex compañero de reparto Juan Darthés fue la que la animó a seguir sus pasos. "Intentaba encontrar una salida a su situación y vio una luz cuando Fardin denunció. Se quedó muy conmovida y vio que había posibilidades de hacer una denuncia y recibir un acompañamiento", reconstruye Mariona. En mayo de 2019, la denunciante se plantó ante su tío y le dijo que no volvería a trabajar con él. Medio año después, lo denunció ante la justicia y sacudió con fuerza la política argentina.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información