Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ONU esgrime las alertas científicas para urgir a los países a actuar

Antònio Guterres azuza a los Gobiernos para que aceleren sus recortes de gases de efecto invernadero

La presidenta del Congreso de EE UU, Nancy Pelosi, en el COP25. En vídeo, declaraciones de Pelosi.

“Ciencia, ciencia, ciencia”, ha respondido Nancy Pelosi, la veterana demócrata y presidenta del Congreso de EE UU cuando le han preguntado este lunes por la tarde por los negacionistas. “Solo un puñado de fanáticos niega ya la evidencia del cambio climático”, había dicho unas horas antes Pedro Sánchez, presidente en funciones de España, durante el acto de inauguración de la Cumbre del Clima que acoge Madrid hasta el 13 de diciembre, la reunión conocida como COP25 y que se organiza bajo el paraguas de Naciones Unidas.

Ciencia contra los negacionistas que aún queden, han coincidido los mandatarios durante la apertura de esta cita internacional a la que han acudido unos 50 jefes de Estado. Pero ciencia también para que los países que dicen estar convencidos asuman que el tiempo se está acabando y que se deben acometer cambios drásticos para afrontar la crisis climática y evitar los peores impactos de un calentamiento que se está acelerando.

El secretario general de la ONU, Antònio Guterres, ha utilizado la ciencia para azuzar a los representantes de los países que han acudido a Madrid: “¿Queremos que se nos recuerde como la generación que actuó como el avestruz?”, ha preguntado a los representantes de los 200 Estados reunidos en la COP25 tras repasar las alertas que desde el mundo científico se lanzan cada vez de una forma más contundente.

Guterres ha admitido la “frustración” que supone el ritmo tan lento con el que se avanza en la lucha contra el cambio climático. Sobre todo, ha recordado, porque ya “existen las herramientas tecnológicas” para poder transformar la economía mundial y que el planeta se desenganche de los combustibles fósiles, los principales responsables de los gases de efecto invernadero que sobrecalientan el planeta.

Mayores emisores de gases

de efecto invernadero

En gigatoneladas de CO2 equivalentes

15,0

China

12,5

10,0

7,5

EE UU

5,0

UE

India

2,5

Rusia

Japón

Transporte

internacional

0

1990

95

00

05

10

15

18

Fuente: Naciones Unidas.

Valverdedelcamino

Mayores emisores de gases

de efecto invernadero

En gigatoneladas de CO2 equivalentes

15,0

China

12,5

10,0

7,5

EE UU

5,0

UE

India

2,5

Rusia

Japón

Transporte

internacional

0

1990

95

00

05

10

15

18

Fuente: Naciones Unidas.

Valverdedelcamino

Mayores emisores de gases de efecto invernadero

En gigatoneladas de CO2 equivalentes

15,0

China

12,5

10,0

7,5

Estados Unidos

5,0

Unión Europea

India

2,5

Rusia

Japón

Transporte internacional

0

1990

1995

2000

2005

2010

2015

2018

Fuente: Naciones Unidas.

Valverdedelcamino

La ONU esgrime las alertas científicas para urgir a los países a actuar

Los negociadores de los 200 países que han acudido a Madrid discutirán durante dos semanas cómo terminar de desarrollar el Acuerdo de París. Ese pacto establece que todos los firmantes deben presentar planes de recorte de emisiones suficientes para que el incremento de la temperatura por el cambio climático, que ya no se puede revertir, se quede dentro de una zona de seguridad: en un aumento medio de entre 1,5 y dos grados respecto a los niveles preindustriales. En estos momentos, ya estamos en un grado de incremento y, con los planes de recorte de emisiones que existen ahora, se superarán ampliamente los tres grados.

Por lo tanto, el mundo no está en camino para cumplir París y evitar los efectos más dañinos del calentamiento. Las emisiones deberían alcanzar un máximo en 2020 y empezar a caer rápidamente a partir de ese momento, ha advertido Hoesung Lee, presidente del IPCC, el panel internacional de expertos que asesoran a la ONU en asuntos de cambio climático. Sin embargo, la previsión es que esas emisiones sigan creciendo al menos hasta 2030.

Evolución de las emisiones

Gases de efecto invernadero.

Previsión en gigatoneladas

de CO2 equivalentes

Con la tendencia actual

70

Con los planes nacionales de recorte incluidos en el Acuerdo de París

60

50

40

30

Escenarios

20

Cómo deben caer las emisiones para cumplir con la meta de 2ºC y 1,5ºC

10

0

2010

20

30

40

50

Fuente: Naciones Unidas.

Valverdedelcamino

Evolución de las emisiones

Gases de efecto invernadero.

Previsión en gigatoneladas de CO2 equivalentes

Con la tendencia actual

70

Con los planes nacionales de recorte incluidos en el Acuerdo de París

60

50

40

30

Escenarios

20

Cómo deben caer las emisiones para cumplir con la meta de 2ºC y 1,5ºC

10

0

2010

20

30

40

50

Fuente: Naciones Unidas.

Valverdedelcamino

Evolución de las emisiones

Gases de efecto invernadero. Previsión en gigatoneladas de CO2 equivalentes

Con la tendencia actual

70

Con los planes nacionales de recorte incluidos en el Acuerdo de París

60

50

40

30

Escenarios

20

Cómo deben caer las emisiones para cumplir con la meta de 2ºC y 1,5ºC

10

0

2010

2020

2030

2040

2050

Fuente: Naciones Unidas.

Valverdedelcamino

La ONU esgrime las alertas científicas para urgir a los países a actuar

“Estamos en una situación de crisis real”, ha recalcado Lee cuando ha repasado los tres informes especiales que en el último año ha presentado el IPCC. “Los impactos son mucho más graves de lo que pensábamos”, ha insistido. Lo más positivo es que desde esa misma ciencia se pone sobre la mesa qué se debe hacer. “Necesitamos un cambio urgente”, ha resumido Lee.

Vox niega los hechos y el PP se pone medallas

En contra de toda evidencia científica, el portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, ha acudido este lunes a la inauguración de la Cumbre del Clima para expresar su rechazo a lo que ha llamado el “alarmismo exagerado e infundado” sobre cambio climático. “Es muy peligroso para el empleo en España que haya un exceso de alarmismo, que se atribuya al hombre cosas que no necesariamente está demostrado que produzcan ningún tipo de cambio climático”, ha sentenciado ante la prensa. Mientras, José Luis Martínez-Almeida (PP), que declaró la moratoria de las multas de Madrid Central al llegar al Ayuntamiento de Madrid, se ha atribuido este lunes su éxito: “Está funcionando, como garantiza este equipo de Gobierno, a diferencia de lo que hacían antes”. El alcalde se ha declarado “muy satisfecho” de que Madrid haya tenido la capacidad de albergar la cumbre que iba a celebrarse en Chile.

Guterres ha ido un paso más y ha concretado algunas de las medidas que se necesitan para lograrlo: eliminar los subsidios multimillonarios que los Gobiernos dan a los combustibles fósiles, poner un precio a las emisiones de dióxido de carbono, que no se construyan más plantas de carbón a partir de 2020 y que los países se comprometan a alcanzar la neutralidad climática en 2050. Ese último punto supone que para mediados de siglo se necesita que los gases emitidos sean los mismos que los absorbidos por la naturaleza (a través, por ejemplo, de los bosques).

Guterres ha puesto en el foco al G-20, que acumula más del 75% de todas las emisiones globales. La mayoría de sus miembros no ha asumido la meta de la neutralidad climática para 2050 todavía. Ni siquiera la Unión Europea, que históricamente ha liderado la batalla climática, ha podido fijarse ese horizonte aún.

Sánchez ha pedido que Europa —que capitaneó la revolución de los combustibles fósiles— sea ahora la que también encabece esta transición. Y la prueba de fuego es la asunción de la neutralidad climática para 2050. En dos de las tres principales instituciones europeas hay un apoyo decidido a ese objetivo. Lo ha pedido ya en varias ocasiones el Parlamento Europeo —la última vez la semana pasada— y la Comisión también aboga por lo mismo. De hecho, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha anunciado en Madrid que en marzo propondrá “la primera ley europea sobre el clima” para hacer “irreversible la transición a la neutralidad climática”. El problema es que esa norma no podrá salir adelante si la tercera institución en discordia —el Consejo, es decir, los Veintiocho— no aceptan la meta de la neutralidad de carbono en 2050.

En junio se intentó y se fracasó por la oposición de tres países: Polonia, República Checa y Hungría. El 12 y 13 de diciembre, justo en los días finales de la COP25, los Veintiocho se volverán a reunir para intentar fijarse ese objetivo a largo plazo y volver a encabezar una lucha climática de la que los otros grandes emisores —EE UU, China, India o Japón— están ausentes o arrastrando los pies. “Nuestro objetivo es ser el primer continente climáticamente neutro de aquí a 2050”, ha remarcado Von der Leyen, cuyo primer acto oficial ha sido precisamente su asistencia a la COP25.

Pelosi: "EE UU sigue dentro"

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de EE UU, ha sido una de los mandatarios que han participado en la Cumbre del Clima de Madrid. La veterana demócrata ha formado parte de un grupo de 15 congresistas que ha acudido a la COP25 para defender las actuaciones que dentro de su país se están llevando a cabo a pesar de Donald Trump, que ha iniciado los trámites para sacar a EE UU del Acuerdo de París. “Hemos venido aquí para decirles que seguimos dentro”, ha manifestado este lunes en varias ocasiones Pelosi en referencia a ese pacto climático y a los planes de lucha contra el calentamiento que aplican ciudades y Estados al margen de Trump dentro de EE UU. Los congresistas y senadores que le han acompañado han insistido en que desde las Cámaras también se está legislando para descarbonizar la economía estadounidense. Pelosi ha defendido la obligación "moral" de afrontar el cambio climático y de aplicar recortes de las emisiones "muy rápidos y profundos".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información